Inicio Rutas Vila Joiosa, la villa marinera multicolor del Mediterráneo

Vila Joiosa, la villa marinera multicolor del Mediterráneo

Municipio costero de la provincia de Alicante conocido por sus edificios de colores y sus espectaculares calas y playas de aguas cristalinas.

Imagen de La Vila Joiosa, municipio costero de la provincia de Alicante
Imagen: Turismo Vila Joiosa

Municipio costero levantino, conocido por sus calas de aguas cristalinas y las fachadas de los edificios de colores ubicados en el paseo de la playa principal.

Vila Joiosa, es un pueblo alicantino situado en la comarca de la Marina Baja. Un lugar donde poder disfrutar de unos días de tranquilidad y relax, mientras recorremos algunos de sus rincones más bonitos. En la web de Turismo podéis encontrar un sin fin de propuestas de todo tipo, gastronómicas, deportivas y de ocio.

Playas paradisíacas

Sus playas son conocidas en todo el país y parte del extranjero, por estar catalogadas algunas de ellas como naturistas. Además, desde el Ayuntamiento cuidan especialmente de estos rincones costeros para mantenerlas en perfecto estado, respetando la singularidad de las mismas y manteniendo la calidad de sus aguas. Gracias a ese esmero por proteger las playas, tienen el certificado de calidad y el de Medio Ambiente. 

Si os gusta la naturaleza y las calas recónditas y sin aglomeraciones, no cabe duda que Vila Joiosa es vuestra mejor opción. A continuación, detallamos la belleza de algunas de sus playas, donde poder perderse y alejarse de multitudes. 

Centre

Imagen: Turismo Vila Joiosa

Es la playa urbana del municipio, esa donde podemos ver la originalidad de las conocidas fachadas de colores. Sus aguas cristalinas y la belleza de sus alrededores la convierten en la elección perfecta para pasar el día en familia. Sobre todo, si tenéis hijos, puesto que también tiene instalado un pequeño parque acuático en verano

Obviamente, cuenta con todas las comodidades posibles y servicio de socorrismo. Una playa bonita, segura y cómoda. 

La Caleta

Imagen: Turismo Vila-Joiosa

A solo 2km del núcleo urbano encontramos este paraíso natural con aguas de color turquesa, que claramente son el objetivo claro de los apasionados por la fotografía. Su belleza no tiene nada que envidiar a otras playas consideradas top fuera de España.

Es una pequeña playa de cantos finos y arena, que incluye prácticamente todos los servicios, para garantizar la comodidad de sus usuarios. Aunque los fines de semana estivales suele estar más llena, es una opción ideal para ir entre semana a desconectar. 

Bol Nou

Sin duda, una de las playas más bonitas de toda la Comunitat Valenciana. A solo 3km del casco urbano, Bol Nou es uno de los principales atractivos del municipio. Es de arena y pequeños cantos rodados, lo que la hace accesible para todo el mundo. Sus aguas tienen una mezcla de colores azules impresionantes, por lo que nadie se resiste a inmortalizar su estancia allí en fotos y vídeos. En verano hay incluso un chiringuito. Y poco antes de llegar, hay un merendero, ideal para disfrutar de un picnic a la sombra, en familia y al aire libre.

CALAS NUDISTAS

Vila Joiosa cuenta con dos calas oficialmente declaradas nudistas. Así que practicáis el naturismo, os van a fascinar porque son realmente espectaculares. 

L’Esparrelló

Imagen: Turismo Vila Joiosa

Situada muy cerquita de la Caleta, es una playa rocosa y de gran profundidad, ideal para personas que hagan nudismo, porque además su ocupación es muy baja. Cuando el sol se refleja en el agua, adquiere una tonalidad turquesa totalmente espectacular. 

Su acceso es muy fácil a pie y en los alrededores se puede aparcar sin demasiada dificultad. No obstante, no es recomendable para ir con niños o personas mayores, puesto que es de cantos rodados, incluso en la orilla. Aunque es idónea para practicar submarinismo o snorkel por la riqueza de sus fondos marinos. 

Racó del Conill

Imagen: Turismo Vila Joiosa

La playa nudista por excelencia de la provincia de Alicante, y quizás de la Comunitat Valenciana. Consta de dos pequeñas calas ubicadas en un lugar recóndito, tras una bajada de una serie de curvas pronunciadas, aunque el camino no implica riesgo alguno si vamos con precaución.

Sus aguas son de color turquesa y está muy bien cuidada, incluso por las personas que habitualmente van allí. Es una cala totalmente exótica, pues está rodeada de montañas. Es de canto rodado, con algunas pequeñas zonas de arena para sentarse. Un lugar idílico para disfrutar en solitario o en pareja. Y, por supuesto, para sumergirte en sus fondos marinos de incalculable belleza.

Salir de la versión móvil