Teulada-Moraira, la combinación perfecta de naturaleza e historia

Aunque es mayormente conocida por sus calas y playas de aguas turquesas y fondos marinos incomparables, también es todo un icono en cuanto espacios naturales y rutas que conservan un retazo de nuestra historia

Teulada es un municipio de la provincia de Alicante, en la comarca de la Marina Alta. Su núcleo urbano está en Teulada, pero el costero en Moraira, todo un referente turístico de la Comunidad Valenciana. 

En la web de Turismo podéis encontrar un sin fin de recomendaciones para recorrer el municipio, visitando los principales lugares de interés y disfrutando de la naturaleza en estado puro. A continuación, os dejamos algunas propuestas ideales para pasar unos días en compañía de forma segura y respirando aire puro:

Ruta Cap d’Or

Imagen: www.turismoteuladamoraira.com

Para las personas más aventureras esta ruta es totalmente indispensable. Parte de la espectacular playa del Portet hasta lo más alto del Cap d’Or, una estrecha península que se adentra mar adentro y que sigue coronada por una torre vigía del mismo nombre, que data del siglo XVI. Después, siguiendo el sendero, llegamos a la ermita de San Juan Bautista, ubicada en uno de los extremos de la playa. Es una ruta de acceso complicado con calles muy empinadas, pero muy interesante para senderistas avanzados.  Si seguimos bajando, llegaremos a la Cova de la Cendra, de gran interés por sus yacimientos del Paleolítico Superior. Este marco natural de incomparable belleza fue declarado Microrreserva de Flora y catalogada como Lugar de Interés Comunitario (LIC), bajo el nombre de “Penyassegats de la Marina”. Una ruta de alta intensidad, pero con una recompensa enorme: disfrutar de un atardecer desde la Torre viendo las aguas turquesas de Moraira. 

El Marjal del Senillar

Imagen: www.turismoteuladamoraira.com

Un humedal costero junto a la conocida playa de l ‘Ampolla. Está formado por una serie de lagunas separadas de mar por la barrera de la arena de la playa, lo que lo convierten en una de las desembocaduras naturales de la cuenca del Barranc de les Sorts, con ríos de agua que fluyen de los manantiales. Un lugar idílico para los amantes del medio ambiente, ya que en sus alrededores pueden observar especies vegetales autóctonas como el carrizo o “senill”, el junco, la enea, el cardo marino o el lirio de mar, entre otras. Además, fue declarado Reserva de Fauna Silvestre en el 2004, ya que allí anidan la variedad de peces “fartet”, actualmente en peligro de extinción, aparte de otras especies autóctonas como la rana y el sapo común o la culebra viperina. 

Si sois senderistas, nada mejor que recorrer las diferentes rutas que propone Turismo. Os aseguramos que no os dejarán indiferentes. Espacios naturales con acantilados con vistas a calas recónditas y de aguas cristalinas, solo accesibles a pie o por mar. 

Ruta de los Miradores del Litoral

Imagen: www.turismoteuladamoraira.com

6 caminos de imprescindible visita, recorriendo parajes naturales que os permitirán captar bellas panorámicas del mar Mediterráneo.

Es una actividad interesante y muy recomendable para realizarla en familia, puesto que son 5km de caminos llanos y de fácil recorrido por el litoral. 

Ruta La Font de L’Horta y Benimarco

Los apasionados de la historia encontrarán en esta ruta un lugar donde volver a siglos atrás. Arranca en la Avenida del Mediterráneo, por el camino de Sant Miquel donde topamos con la Creueta de l´Ave Maria (Cruz de piedra tosca, con una inscripción sobre cerámica), que señala el punto desde donde, según la tradición, Sant Vicent Ferrer se detuvo y bendijo el término evitando así que la peste y los piratas berberiscos asolaran la población.

Imagen: www.turismoteuladamoraira.com

A continuación, encontramos la Font de l´Horta, una fuente de dos caños con una pequeña pila que servía como abrevadero. El manantial que nutre esta fuente nace a unos 5 metros. Un lugar muy apreciado para disfrutar de un picnic. Si seguimos por el Camí del Boticari, llegaremos hasta la carretera que lleva hasta la alquería rural, donde descubriremos las viviendas solariegas y casas de labor típicas en esta comarca. Y la ermita de Benimarco hay que visitarla sí o sí, porque nos transportará a la época de la Reconquista. 

Barranco de la Viuda – Cala Llebeig | Cala Moraig SLCV50

Cala Llebeig, Teulada Moraira
Cala Llebeig (Imagen: www.turismoteuladamoraira.com)

Una de las preferidas de residentes y turistas. De solo 4,1 km, pero con un tiempo estimado de recorrido de 3h, por las dificultad de sus accesos. Y es que para llegar a ver el paraíso hay que escalar un poco. Recorre una de las áreas más impresionantes de Teulada-Moraira, desde la Playa del Portet, bajando por el Barranco de la Viuda, hasta llegar la idílica Cala Llebeig. Hay que ir con cuidado porque tiene un fuerte desnivel, pero una vez arriba es totalmente llana. Y, a través de esta ruta es posible acceder a las proximidades de la Cala del Moraig, en el término municipal de Poble Nou de Benitatxell, considerada como una de las más impactantes de España. 

Por otro lado, los aficionados al cicloturismo encuentran en Teulada-Moraira un espacio excelente para realizar diferentes rutas por lugares singulares y de expectacular belleza.

Lo más leído

También te puede interesar